El Mallku asoma por CalacOto

  1. El Mallku es un fantasma político que intentó descolonizar el Estado por la fuerza. Fue guerrillero y experto en bloquear, contra Banzer, Goni y Evo. Pero fue torturado, apresado y el MAS le tenía bronca y hasta hizo asesinar a su hijo Ayar, en mayo de 2015. Ahora, el invisible Felipe, quien fuera candidato a Gobernador, asoma invisible por La Paz y sus barrios. ¿Por qué?
  2. En términos electorales, el 7 de marzo la ciudad de LA PAZ tuvo un “voto negro y rebelde” con un electorado de base sublevado, que se mostró en los bloqueos de la Av Ballivián de Calacoto en octubre y noviembre de 2019 cuando sus acomodadas familias impedían el paso de vehículos, cual si fueran expertos Mallkus. El voto de “ojos azules” del MAS y Dockwailer nada pudieron hacer.
  3. Subiendo desde Obrajes y, si por ejemplo pasamos por Miraflores, Sopocachi o San Pedro nos toparemos con el “voto útil”, de la clase media y los profesionales, sobre todo médicos que ya se enfrentaron 3 veces al gobierno del MAS: Por las 6 horas de trabajo, el Código Penal abrogado, y contra la ley de Emergencia Sanitaria. Por eso, en muchas ventanas se lee: “Yo apoyo a mi médico”. Es otra forma de rebeldía.
  4. Al llegar a la Av Buenos Aires –la más larga de La Paz– comienzan los barrios pobres y populares y las laderas, donde en una casa viven hasta 5 familias y 20 votantes. Las “Mil gradas” –desaprovechadas para el turismo– son mudos testigos de la rebeldía de Ch’ijini, Villa Nuevo Potosí, o del “Votos masa” de Condepa en la década de 1990. El MAS no pudo repetir ese fenómeno electoral, menos aún su candidato “Ojos Azules” César.
  5. En EL ALTO la rebeldía es mayor. En 2003 esta ciudad tumba de Goni quien escapó a duras penas desde el cercado aeropuerto, en 2005 y 2014 El Alto le dio a Morales amplio respaldo de votos pero en 2019 no pudo impedir la fuga de Evo. Y eso tuvo su consecuencia de resentimiento mutuo.
  6. Por idiosincrasia propia, en 2021 el MAS de El Alto tenía una docena de pre candidatos a Alcalde, la mayoría varones. Algunos rebeldes, que son muchos propusieron a la ex senadora Eva Copa como candidata, pero Evo tenía ya su pupilo “Ratuki-Dedazo”, y lo proclamó contra la voluntad del MAS alteño. Resultado: Eva ganó con más de 68% de votos.
  7. Desde los barrios alteños, la rebeldía parece extenderse hacia las provincias. Desde Río Seco y San Roque hacia el norte, y desde Santiago 2do o Senkata hacia el sur rural. Hoy, es difícil predecir cómo votarán los municipios rurales el 11 de abril porque el MAS ganó en la provincia Aroma y tiene 63 alcaldes electos. Jallalla ganó en Omasuyos y muchos reductos masistas parecen “darse la vuelta”.
  8. Y en ese recorrido por La Paz urbana y rural, los rudos del MAS: Evo y Quintana –más duros que el gobierno– tuvieron muchos desatinos que tienen su motivo. Evo se empecina en promocionar a sus candidatos del “Dedazo”, uno de ellos es Flores quien no pudo llegar a 40% el 7 de marzo y eso parece fracaso de dinero. Franklin es irascible y no dudó en insultar a Segundina Flores, dirigenta de las Bartolinas que se atrevió a decir su verdad.
  9. Y con su padre como fantasma recorriendo La Paz, Santos también tiene sus debilidades: Le falta didáctica para explicar su plan de gobierno y para aclarar cómo su padre aportó a la historia de Bolivia. Sería interesante que el candidato a Gobernador cuente detalles de cómo murió su hermano, el intelectual indígena Ayar, quien padeció la venganza de los Linera y la secular indiferencia de la academia de la historia boliviana.
  10. A partir de lo predicho, y del resultado del 7 de marzo, queda claro que:
  11. a) El MAS se dogmatiza más y, en paralelo a la elección, provoca nuevo enfrentamiento ante la sociedad, que ya en febrero de 2016 le dijo NO a Evo y Alvaro y su intento de eternizarse en el poder, con la complicidad de TODOS los poderes del Estado: Parlamento, Gobierno, Justicia y Órgano Electoral, derrotados por la sociedad.
  12. b) Felipe Mallku fantasma, parece tejer un “Voto silencioso” en La Paz; una votación incógnita que superaría el argumento de analistas convencionales, y de encuestas mercantilizadas.
  13. c) Evo, quien pudo ser y no será presidente realmente indígena, así como Juan Ramón “Boina Verde” de la Escuela de las Américas se muestran nerviosos. Sería interesante que explicaran la razón de su poco visible pero evidente odio a los aymaras. Si no, lo descifraremos desde aquí.

Fuente: Edgar Ramos Andrade en https://kaosenlared.net/bolivia-el-mallku-asoma-por-calacto/

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.